La justicia en Murcia, paralizada de 11,00 a 12,30 horas.

… o más.

El sistema informático paraliza los Juzgados de Primera Instancia de Murcia.

El pasado día 4 los funcionarios destinados en los Juzgados de Primera Instancia de Murcia, (en la prensa se dice de Instrucción), realizaron una protesta por el mal funcionamiento de la aplicación Minerva. Desde luego nos hubiera gustado estar allí y apoyar a nuestros compañeros, pero, últimamente se están convocando acciones sindicales por parte de algún sindicato en solitario o con los de la Junta de Personal, para las cuales no se nos convoca ni nos llega a nuestro conocimiento por ningún otro medio.

 No obstante STAJ  se solidariza con los compañeros de los Juzgados y reivindica y denuncia de nuevo desde este espacio  la situación de parálisis que se produce desde hace ya un par de meses, cuando conectaron sus ordenadores a un servidor único del Palacio de Justicia sito en Paseo de Garay, 7, (junto al río Segura). Recordemos que estos Juzgados de Primera Instancia se encuentran en Espinardo, una barriada de Murcia que está a 3 Kms. aproximadamente del Palacio de Justicia. Bien, pues desde esa fecha, todos los días, entre las 11,00 horas y las 12,30 horas de la mañana, se produce un colapso general que paraliza todos los ordenadores instalados en los mencionados Juzgados, haciendo imposible realizar el trabajo de todos los funcionarios destinados en los mismos.

 Estos hechos, están siendo comunicados reiteradamente al Ministerio de Justicia y a la Gerencia de Murcia y a pesar de todo ello y de que nos comunican que están trabajando en la solución, la situación llega a ser insoportable, pues el trabajo continúa acumulándose y los compañeros se sienten indignados.

Este colapso parece ser que se produce también en otros Juzgados, posiblemente en menor medida, aunque habría que recoger muestras del funcionamiento de Minerva en los demás órganos. Por ello, invitamos a nuestros compañeros a que nos comuniquen por e-mail si están sufriendo situaciones similares a las descritas para, de igual modo, denunciar públicamente esta situación.

Otro punto que se está manifestando negro es la aplicación de notificaciones Lexnet, que también se hace desesperadamente lenta en su funcionamiento, dejando entre tanto, a los funcionarios sin poder realizar otras tareas mientras está ejecutando los procesos de  notificaciones. Esto ocurre igual en Cartagena que en Lorca, Murcia o San Javier, es un problema común que se repite en cualquier localidad que se consulte.

Ver artículo publicado en el diario La Verdad

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: